pasok

Estás muy relajado. Te pesan los párpados y no puedes escuchar nada más que mi voz. No existe ninguna otra cosa. Solo mi voz.
Cuando cuente hasta tres te sumirás en un profundo sueño donde tu voluntad quedará anulada. Aceptarás lo que mi voz te diga de forma natural y […]