No es un secreto que vivimos rodeados de idiotas. La mayoría son inofensivos, tontos de barra, cuñados del tres al cuarto de esos que causan más risa que molestia. Otros, además de idiotez, tiene mala fe, y ésos son los peligrosos.

Internet ha supuesto una verdadera revolución para la estupidez. Por primera vez en la Historia, miles de personas los contemplan, y la tontería, lejos de menguar ante el escaparate, se crece, se acentúa. El tonto del pueblo es hoy un tonto global.

Cualquiera que haga uso de las redes sociales o tenga por costumbre leer los comentarios de los diarios lo sabe bien. La estupidez siempre está ahí, agazapada, esperando una excusa, la que sea, para revelarse en todo su estúpido esplendor.

Cuando más atención acaparan los tontos, particularmente los malos, es cuando el país se conmociona ante alguna tragedia. Lo hemos visto decenas de veces; la última, tras el asesinato de la presidenta de la Diputación de León Isabel Carrasco.

Apenas llegaba la noticia a las portadas de los digitales, los tontos desplegaban su artillería. Había quienes justificaban el crimen, quienes no dudaron en inventarse un móvil ajustado a sus prejuicios. Los había graciosos y serios, hombres y mujeres, progresistas y conservadores. A estos efectos, la estupidez es trasversal.

Ahora el PSOE, por boca de su portavoz de Sanidad en el Congreso, quiere que se “regulen” (más) los comentarios en las redes sociales. Regular, ya se sabe, es el eufemismo político de prohibir. ¿Pero prohibir qué exactamente? ¿La estupidez?

Lo que el PSOE pretende, en definitiva, es promover una ley basada en la existencia de los tontos. Una ley ad hoc para los que además de gilipollas son malas personas que, por supuesto, nos afectaría a todos.

Jamás el tonto del pueblo había tenido tanto poder.

14 Comentarios

AntonioAntonio

Dicen que es solo una forma de ser. Me refiero a una forma poco segura de escabullirse de las comparaciones.
De hecho, cuando usted indica un vínculo con el servicio de información del parlamento, aun es de esperar algún comentario jocoso, algún giro expresivo, que pueda evitar el tedio de las reuniones de los diputados.
El tema de protección de costas aunque se diga que es porque va a subir el nivel del mar medio metro no es de olvidar si se sabe que la playa es para el verano y que el temporal es siempre, con viento fuente, un tsunami que barre la costa.

Jon

Todo aquel que no opina como tu, es tonto según tú?Viva la libertad de expresión y de pensamiento,igual estabas mejor en el antiguo “regimen”

autoctono

Disculpa Jose Antonio, pero el PSOE no ha pedido nada, ha sido el diputado a título personal https://twitter.com/PSOE/status/466172513937289216 Un saludo

Crul

Ha sido duro descubrir que este texto es del 2006, ocho años ya, maemía:
http://editorialorsai.com/blog/post/..._los_tontos

Espero que la referencia se entienda como un halago.
Saludos.

Paco López

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Paco López

Ya lo decía Carlo M. Cipolla en su trabajo Allegro ma non troppo. Aquí en traducción de María Pons: http://is.gd/JAQLoA

rodri

Como triunfe la propuesta, a ti te ilegalizan, chato

Abercrombie

Corto y pego un maravilloso comentario de Meneame que viene a colacion.

Eso es, duro con la gente que se ríe del asesinato de Carrasco. Cuando terminen con ella, ya que están, que empuren a los que hacen chistes sobre Bretón o sobre el monstruo de Amstetten, qué barbaridad bromear con un tema así. Que hay niños implicados, joder. ¿Os imagináis a alguien haciendo un chiste sobre las niñas de Alcásser? Yo tampoco.

Pero que no quede ahí la cosa, que hay gente que hace también chistes sobre Pistorius, duro con ellos. Ah, y por supuesto a los que hicieron chistes sobre Madeleine, una pobre niña inocente. O sobre Ladi Di.

Por otro lado creo que va a ser necesario hacer una unidad especial que abarque los chistes sobre el Holocausto y chistes sobre la esclavitud, el sometimiento de pueblos enteros, sobre las inundaciones, sobre los tsunamis. ¡O sobre las torres gemelas! Por amor de dios, que encima eso es terrorismo y decir que los bomberos que llegaron en primer lugar tenían puesto “It’s raining men” en la radio es evidentemente apología del terrorismo islamista.

Coged aire porque además hay gente que hizo en su día chistes sobre Carmina Ordóñez o sobre Rocío Jurado. Y una vez mi abuelo me confesó, entre lágrimas, que escuchó un chiste sobre Manolete y no corrió a denunciarlo, maldita sea su cobardía. Aunque no estoy seguro porque nunca he escuchado uno no me sorprendería que en esta investigación aparecieran chistes sobre la violencia de género, los suicidios, la adicción a las drogas, la pederastia o vete tú a saber.

Lo mismo hasta hay gente que bromea a costa de los disminuidos físicos o psíquicos; el mundo está lleno de monstruos.

Sé que será agotador, pero necesitamos que la policía y la GC rastree día y noche las redes sociales para protegernos de la gente que tiene humor negro. Es intolerable que haya gente que se ría con total impunidad del dolor de otras personas, o del suyo propio.

El glorioso comentario es de CerdoJusticiero (http://www.meneame.net/user/CerdoJusticiero) en la entrada
http://www.meneame.net/m/actualidad/...s/c073#c-73

Carlex

Debemos ser humildes y pensar que, incluso cumpliendo las normas morales básicas (respeto, etc.) todos hacemos el idiota de vez en cuando, pero evidentemente no es lo mismo controlarse uno mismo y tener propósito de enmienda que ser un tonto “desatado”.

jose manuel borrallo

Jose A,. Pérez: Me ha gustado el post; bien traído. Algunos lectores te critican la idea de “regular” las redes sociales, pero, si no lo he leído mal, tú tampoco eres favorable.
Los simples humanos estamos tranquilos en la red social, son los políticos los que se sienten vulnerables. A fin de cuentas el que detenta el poder no desea ser molestado. Que existan las elecciones les resulta a veces tan molesto. Por eso, ante cualquier cuestión novedosa en seguida regulan/prohiben.
El post de Meneame completa perfectamente la charla.
Así pues, !qué nos dejen en paz! Tonterías, idioteces y desbarradas se han dicho siempre y no ha pasado nada. Somos así. Al que quiera salvarnos, por favor, ¿no existen cosas más importantes de las que ocuparse?

Deja un comentario

Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>