Un guardia civil intentando hacernos creer que su PC es un Mac

La Guardia Civil detuvo el lunes a 21 personas que, además de personas, resultaron ser tuiteras. La circunstancia no es casual; todos fueron detenidos precisamente por su actividad en las redes sociales.

Si bien tuitear no es delito por el momento, sí parece serlo tuitear según qué cosas. Los detenidos, informa la benemérita, loaron a la banda terrorista ETA y se burlaron de sus víctimas no una ni dos sino cincuenta veces como mínimo. La mayor parte de las veces, aquí radica la innovación, lo hicieron de forma que pretendía ser graciosa.

Resulta evidente que el gesto es feo y no revela una estructura moral muy sólida. De todos los chistes posibles, que sin duda son millones, ¿por qué inventarse uno sobre un señor asesinado por ser concejal de su pueblo? Lo cual lleva a la siguiente y más compleja pregunta. Hecho el chiste una, dos o cincuenta veces, ¿debe éste ser considerado un delito?

La cuestión es peliaguda, como todo lo que involucra a la libertad de expresión y sus límites. Es por ello que convendría que el Ministerio del Interior aclarase con la mayor brevedad si esos 21 tuiteros han sido detenidos por enaltecimiento del terrorismo, como asegura la Guardia Civil, o, como parece en realidad, por haber intentado ser graciosos sin conseguirlo.

Si bien no soy partidario de detener a personas cuyos chistes fracasan puntualmente (dado que yo mismo sería detenido casi todos los días), sí creo aconsejable desarrollar una ley contra el persistente fracaso en el humor. Al fin y al cabo, los malos chistes empobrecen nuestra sociedad tanto o más que las malas seriedades.

Dicha ley debería regular con claridad y precisión cuándo se considera que un chiste ha fallado en sus objetivos y qué penas se establecen en función de la poca gracia que haga la gracia en cuestión. La normativa, es obvio, debería ser de obligatorio cumplimiento para todos los ciudadanos españoles, lo mismo para un tuitero de Gipuzkoa con pendientes en las aletas nasales que para, digamos, Manel Fuentes.

Creo conveniente, además, que los chistes sin gracia y por tanto delictivos no estén sujetos a una temática concreta. Así se evitarían las suspicacias, muy fundamentadas por otra parte, de que siempre se detiene a los mismos.

Propongo, por tanto, que una mala gracia sobre una víctima de ETA sea penada con la misma severidad que una destinada a cuestionar las capacidades intelectuales de los vecinos de Lepe. Como ésa que asegura que, en el municipio onubense, colocan ajos en la carretera para mejorar la circulación. Lo punible, entiéndase, sería el fracaso humorístico.

Los potenciales beneficios de esta ley son evidentes, ya que nos obligaría a todos, profesionales y amateurs, a esmerar nuestras chanzas ante el riesgo de incurrir en un delito. Se acabaría así con el tuit superfluo e irreflexivo, dando lugar a una nueva edad dorada de la comedia. Eso por no hablar de lo gracioso que sería ver a Manel Fuentes en la trena.

22 Comentarios

MiKeL Ortiz de Etxebarria

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Rubén Fraile Corzo

Si te pueden detener por hacer chistes sobre las victimas de ETA, ¿Por que no detienen a Dani Rovira por hacer humor sobre las penurias que pasan los vascos para ligar con las vascas?

Josué

Has perdido a Francisco José Alcaraz Martos

Alvaro

Por la última frase yo te indultaría.

Fatima Vazquez

Yo soy Manel y le pondrias una demanda

Fatima Vazquez

Y voy a pasar de opinar de lo que pienso de usted y sus estupidos comentarios pq no seria muy educado lo que le diria

Rubén Fraile Corzo

No entiendo entonces por que lo lees, pero vamos que las opiniones son como el culo, todos tenemos uno, y no todos lo tenemos igual de limpio.

Manuel Jimenez

Voy a pasar de opinar de lo que pienso de usted y sus estupidos comentarios && Dos comentarios de respuesta == La coherencia.

Manu, The Java Real Machine

He visto algunos de los tuits y de chiste tiene más bien poco, porque directamente se alegran de la muerte de personas a manos de terroristas.

Y este tipo de cosas ni son broma ni son defendibles enarbolando la bandera de la ‘Libertad de Expresión’.

Así que estoy de acuerdo contigo, que un juez decida cuanto antes si realmente eran bromas (de mal gusto) o no, y que cada cuál pague las consecuencias de pregonar disparates.
Pero que los de la bandera de la Libertad de Expresión se dejen de qutiarle importancia, que no todos los casos son iguales y no se puede cobijar ni escoder la basura verbal de algunos bajo esa bandera.

Manuel Jimenez

No he leido los tuits, solo espero que no censuren chistes que aun siendo macabros y que sin duda no se deben contar delante de familiares de victimas, no dejan de ser chistes macabros. Podria alguien poner algun ejemplo de los tuits??

Rodrigo Avendaño García

No es por ser tocapelotas, pero lo que sale en la foto es un Mac. Es el portátil MacBook que se ve a la izquierda, con un monitor externo. Pero lo que se ve en el monitor grande sí es el escritorio de Mac y tal.

O sea, sí, es por ser tocapelotas.

xalabin

Las palabras se combaten con palabras y las ideas con ideas.
Siempre me ha parecido muy peligroso eso de convertir la expresión de algo en delito. Hoy es el enaltecimiento del terrorismo en españa, mencionar al nazismo en Alemania… Todas cosas que parecen razonables.
Mañana, quien sabe.

La libertad de expresión me parece más importante que a quien ofenda, aunque el ofendido sea una pobre víctima inocente.

Mara de la Hoz

La clave del asunto es que los detenidos no hicieron un chiste aislado, sino que fueron un mínimo de 50, según la información aportada por la investigación de la Guardia Civil. Para asegurar la prueba – de hecho cuando desde una web se empezó a alertar de las detenciones, empezaron a borrarlos – hicieron pantallazos. El límite de la libertad de expresión está claro: los que marca la ley en otros aspectos, como – enaltecer el terrorismo es delito – y el derecho al honor y la propia imagen de las personas (burlarse de Irene Villa y otros mutilados o asesinados por ETA o por otros grupos terroristas es una crueldad inadmisible -. En España no existe la censura previa – sobre medio de comunicación, web o servidor – por orden gubernativa. Lo que existe es un intervención judicial cuando se ha cometido un delito a través de cualquier medio de expresión, ya sea un medio de comunicación convenciona, ya sea a través de tuits. Y a mi me parece muy bien.

Manolo Hernández

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

mig69

Entonces, parafraseando al autor, les detienen por pesados. No me hacen gracia la mayoría de esos chistes, pero cada uno debería poder expresar sus opiniones como considere oportuno y sus medios le permitan, aunque esas opiniones sean una mierda. Igual que todos tenemos derecho a expresar que esas opiniones son una mierda.
No tiene sentido que se actúe de oficio, sin denuncia previa de personas afectadas. Ni lo tiene que se persiga a quienes se cachondean de la muerte de carrero blanco, pero no a quienes amenazan a Pilar Manjón día sí día no. Ni que se detenga a alguien por escribir “Gora Euskadi askatuta eta sozialista” (lo escribí de memoria, igual no es correcto gramaticalmente). Se empieza así y se termina eliminando el humor para no ofender a nadie. Y el humor es el principio de la libertad de expresión…

naihara

No puedo estar más de acuerdo

Markitus

No es por nada, pero el guardia civil tiene un mac.

Pablo RF

Hacer una ley para bromistas de mal gusto????, no me parece muy apropiado. Las leyes por muy absurdas que sean algunas, son leyes, hay que cumplirlas…y sino atenerse a las consecuencias.

Raul

Yo tambien estoy totalmente de acuerdo saludos chistes cortos y graciosos

Deja un comentario

Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>