Aunque te parezca mentira, el partido político al que votas no tiene tanta razón como crees. Ni tu hijo es el más guapo del mundo. De hecho (y te juro que siento ser yo quien te dé esta noticia), es posible que ni siquiera esté entre los más guapos. Por supuesto, tú lo crees así y, ¿sabes qué?, hay una explicación psicológica para ello.

Los sesgos cognitivos son fallos en nuestra capacidad de razonar errores. La parte buena es que son comunes a todos (consuelo de tontos), y la mala es que estos sesgos provocan que tomemos decisiones erróneas e irracionales continuamente.

Es la naturaleza humana, y no hay mucho que podamos hacer al respecto. No obstante, conocer algunos de estos sesgos puede ayudar a no tomarnos demasiado en serio y a asumir que nuestra visión del mundo ni es ‘normal’, ni única ni ‘correcta’.

Así empieza mi estreno en CienciaXplora, la nueva web de ciencia de Antena 3. El artículo completo, aquí.

3 Comentarios

Inzitan blog

Vaya, eres un guionista metido a periodista que ejerce de científico. Tú eres tripolar.

P.D. como blooooger no me deja escribir tan poco, pues añado esto.

Antònia & Sacks

Ciencia para no científicos= La Razón, ke ase?

Malax

En tu blog pude leer el artículo, pero en Ciencia está desplazado a la derecha y no se ve la mitad del texto.

Deja un comentario

Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>